MISIONES

“Así nos lo ha mandado el Señor:

Te he puesto por luz para las naciones,

a fin de que lleves mi salvación hasta los confines de la tierra”

Hechos 13:47

Hola, mi nombre es Valeria Salazar y voy escribirte un poco acerca de lo mucho que Dios me permitió vivir durante mis últimos cinco meses.

JUCUM Mazatlán, fue mi primer destino. Sabes algo, en este lugar aprendí a conocer y amar a Dios íntimamente, es por ello que hoy puedo decir, llena de seguridad y fe, que estaría dispuesta a morir por El.

Mi estancia allí fue de tres meses, durante ese tiempo mi corazón, carácter y forma de vivir fueron moldeados. Pero no todo se trató solo de mi.. En el corazón de Dios arde el deseo de que tengamos en toda circunstancia la actitud de su hijo, Jesús, porque con esto podremos reflejar al padre y todos aquellos que aun no le conocen podrán hacerlo. Trabajé en un ministerio que se llama ¨Cerro del 8”, y lo que viví junto a esas familias será algo trascendente en mi vida. Tuve la oportunidad de compartir el amor de Dios con personas que vendían droga, personas que las consumían, niños y niñas que habían sido abandonados, maltratados o abusados sexualmente, mujeres que habían dado por perdida su vida, dedicadas a la prostitución y creyendo lo que el mundo les decía. Si ustedes hubieran podido palpar la necesidad en ese lugar, créanme que su corazón se quebrantaría desde el primer instante, tal y como el mío se quebrantó. Realmente creo que no pude haber estado en un mejor ministerio, amé ver la sonrisa en el rostro de cada persona por la que oraba y le platicaba cuanto Jesús la amaba, a pesar de las situaciones difíciles en su vida, porque somos llamados a poner nuestra mirada en la cruz y lo eterno.

Seguido a esto, durante dos meses, Dios nos movió al campo misionero en España, junto a un grupo de amigos misioneros recorrimos cinco diferentes ciudades.

Toledo fue nuestro primer destino, en esta ciudad Dios nos preparó de una manera especial, orabamos cada día por horas. ¿Te imaginas caminar seis horas diarias por una ciudad con la simple finalidad de orar y bendecir esa tierra? Pues esto fue a lo que Dios nos llevó a esta ciudad. Además durante tres horas libres al día salíamos a una plaza llamada “Zocodover”, brincar la cuerda, regalar abrazos, repartir hojas de árbol con versículos escritos, orar por sanidad, escuchar a las personas de diferentes naciones y compartir sonrisas, eso era lo que hacíamos para mostrar el corazón de Dios.

Cáceres, Salamanca y Extremadura, fueron llenos de biblias!, logramos repartir gran cantidad de ellas colaborando con un ministerio llamado ¨Misiones sobre ruedas’, este fue iniciado por una pareja de misioneros brasileños que fueron obedientes a Dios y le dieron vida. En las plazas de Cáceres, al ver globos, coreografías, juegos y dulces, muchos niños nos recibían con gran entusiasmo pero confundidos, ya que esto no es nada normal en este continente, al final o durante cada actividad extendíamos la invitación de conocer a Jesucristo de una manera real e íntima.

Madrid fue nuestra última parada, el ministerio ¨On the Red Box¨ nos abrió las puertas y evangelizamos como nunca antes lo había hecho, uno a uno. Esto se trata de pararte en una caja y testificar en voz alta ¿Qué significa el sacrificio de Jesús? Y como el comprender esto transforma, restaura y te da el regalo de la vida eterna, a partir de un verdadero arrepentimiento, todo esto lo haces ante miles de personas que pasan por la calle o en este caso ante aquellas que pasaban por una plaza muy conocida llamada ¨Puerta del sol¨. Todo el tiempo Dios te guia para ir por las personas, porque dejame decirte que la realidad es que ellas no vienen a ti, pero creeme que una vez que experimentas el poder de Dios en tu vida no puedes permitir que se pierdan el conocer a alguien tan increíble, santo, digno, amoroso y único, como Dios.

Tal vez puedas pensar que estas actividades son cosas muy simples o que el viaje a España fue ineficaz, pero es necesario que visualices la cultura española, la mayoría de las personas suelen ser no muy amables, nunca tienen tiempo, nadie te escucha, hay gran cantidad de religiones falsas y gran distorsión de lo que realmente es Cristo y la iglesia. La Palabra de Dios habla de corazones endurecidos y yo pude verlos como nunca antes.

La siembra y cosecha en España me dejó una gran pasión en mi corazón, no sabes cuan valiosa es nuestra nación, ¡México! Las personas aquí, por nuestra cultura, son cálidas, te escuchan y tienen mayor convencimiento, y es triste reconocer que a veces no sabemos aprovechar eso.

 

Espero este breve relato haya encendido algo en tu corazón para ir por aquellos que no han visto la luz y están por pasar una eternidad separados de nuestro Rey. Y si quieres saber mas sobre como Dios puede moverse en tu vida, puedes visitarnos en nuestras reuniones de Jóvenes ¡todos los VIERNES a las 7PM!

 

-”El siervo que sufrió, Jesús, nos liberó para sufrir por aquellos que no lo conocen.”

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *